Envío GRATIS desde 60€ en 24/48 h laborables - *pedidos a partir de las 16h se envían el siguiente dia laborable.

Salud sexual

Hoy en día, afortunadamente, la educación sexual está ampliamente difundida en nuestra sociedad y las ventajas del uso del preservativo para proteger nuestra salud sexual no son ningún secreto, ni albergan duda alguna. Es más, actualmente podemos encontrar una infinidad de modelos y variantes en el mercado, entre los que se incluyen otros anti-conceptivos como puede ser, por ejemplo, el anillo anticonceptivo. Sin embargo, pese a existir otras opciones, el preservativo masculino sigue siendo el rey en cuanto a su uso y también en cuanto a su eficacia para protegernos contra las enfermedades de transmisión sexual. Eso sí, cada vez es más habitual el uso de otros complementos como los lubricantes que facilitan y mejoran nuestras relaciones sexuales.

Filtrar (37 productos)

Subcategorías

Ideas para regalar

Laboratorio

Marca

Precio

0€ - 30€

Habitualmente, en la mayoría de establecimientos donde se venden estos productos, nos encontraremos con estanterías repletas de cajas y botes de colores y nombres llamativos. Lubricantes de efectos, colores, olores y sabores diversos, preservativos de distintos materiales, tallas, texturas, etc. Quizás os preguntéis como debemos movernos entre toda esta oferta. Pues bien, para elegir el modelo adecuado, primero debemos saber que existen varios tipos de preservativos: clásicos, XL, extrafinos, extragruesos, extralubricados, con estrías, con retardante, con espermicida, con sabores, con colores, con efectos calor/frio, sin latex, entre otros. 

Aquí lo importante es conocer bien tanto nuestras características personales, como las prestaciones deseadas. En nuestra farmacia trabajamos con los modelos más habituales. Podemos encontrar preservativos estándar y funcionales, sin extras, como Durex Natural Plus, pero si necesitamos un plus de lubricación, por ejemplo, recomendamos escoger preservativos extralubricados como Durex Perfect Connection. Si, en cambio, buscamos una mayor sensibilidad, elegiremos preservativos extrafinos como Durex Invisible Extrafino. 

Otro factor importante a tener en cuenta es la talla. No todos los preservativos son válidos para todo el mundo. Es importante escoger un producto que se adecue a la talla del usuario para obtener la mayor ergonomía posible y, por esta razón, existen modelos como Durex Natural Easy On XL, que además incluye un diseño que facilita la aplicación del preservativo. 

En cuanto a lubricantes, también es importante decidir cuál es el objetivo y el uso deseado. En función de esto, generalmente, más allá de características específicas destinadas a mejorar la experiencia sexual (efectos, olores, sabores, etc.), nos podemos encontrar con los siguientes tipos de lubricante: Los de base acuosa, los de base oleosa y los de silicona.

Para elegir el tipo más adecuado, debemos saber que los lubricantes de base acuosa son los más adecuados para el uso con preservativo, ya que no dañan el látex. Son los lubricantes más naturales, fáciles de retirar y de rápida absorción. Son ideales para tratar la sequedad de la vagina y respetan tanto la flora vaginal como los niveles naturales de pH. Un ejemplo clásico que nunca falla: Durex Play Lubricante Original, y para los amantes de la fresa, uno más “lúdico” y original: Durex Play Lubricante Fresa.

Los lubricantes con base oleosa son más grasos y duraderos, pero a su vez, son difíciles de retirar y pueden provocar mayor irritación en la vagina. Sin embargo, su principal inconveniente es que son incompatibles con el látex. Su uso con preservativo puede dañar el material y propiciar una rotura del condón. Su utilización está más orientada a la lubricación de juguetes sexuales.

Por último, los lubricantes de silicona, se encontrarían en un punto medio entre los dos anteriores, Son más densos y no se absorben fácilmente, pero son compatibles con el látex de los preservativos. Gracias a su durabilidad y resistencia, están indicados principalmente para el uso anal y para relaciones sexuales en el agua. Al ser de silicona, no se recomiendan para el uso en juguetes sexuales, son incompatibles.   

También podemos tener en cuenta otros elementos como el nivel de pH que, en función de factores como la edad o el uso que se le vaya a dar al lubricante, puede ser determinante. El pH vaginal de una mujer en edad fértil, por ejemplo, oscila entre el 3,8 y el 4,5 y puede aumentar hasta un 7 al llegar a la menopausia. Del mismo modo, el pH de la vagina y el del recto no es el mismo (el pH del recto se sitúa en un nivel de entre 5,5 y un 7) así que, en función del uso que queramos darle, esto puede influir en nuestra decisión.

Si, más allá de las relaciones sexuales, lo que buscamos es mejorar la hidratación vaginal, recomendamos no centrarse en los lubricantes sexuales si no en los hidratantes vaginales específicos ya que tienen un efecto más duradero. En este campo, te podemos recomendar productos como ISDIN Woman Intim Hidratante Vaginal.

Si buscas información más detallada, puedes ponerte en contacto con nuestra farmacia y nuestro equipo te orientará lo mejor posible. Te dejamos con algunas preguntas frecuentes que nos hacen nuestros clientes:

¿Cuál es el mejor preservativo? 

El mejor preservativo es aquel que se adapte mejor a tus características físicas y a tus necesidades. En cuanto a tipología de preservativo, todo vale, pero lo más importante es que cumpla los estándares de calidad garantizados por un sello homologado. Las marcas preferidas por los usuarios son Durex y Control. 

¿Cómo saber cuál es tu talla de preservativo? 

Para elegir una talla de preservativo adecuada, hay que tener en cuenta tanto la longitud como el perímetro del pene. Para aquellos cuya longitud oscile entre los 14 cm y los 16 cm de longitud y los 12 cm y 13 cm de perímetro, la talla adecuada es la estándar. Para dimensiones inferiores, elegiremos la talla S y para las superiores, la talla XL.

¿Qué tanto protege un preservativo? 

Según las estadísticas oficiales, la efectividad de protección del preservativo oscila entre el 85% y el 95%, siempre y cuando se use adecuadamente. 

¿Qué es y para qué sirve un lubricante? 

Un lubricante es una sustancia o producto creado para potenciar la hidratación o humedad natural de la vagina o del recto. Su uso se suele extender principalmente a la mejora de las relaciones sexuales. 

¿Qué efectos tiene el lubricante?

Existen multitud de efectos asociados a los lubricantes, pero su característica y función principal es la hidratación de la zona íntima para mejorar y potenciar la humedad natural y facilitar las relaciones sexuales. En función del producto, existen distintas clases de efectos añadidos que mejoran la experiencia sexual, como pueden ser olores, sabores y sensaciones térmicas especiales, por ejemplo, entre muchos otros.